Rinitis y sinusitis en perros
Urgencia: Puede esperar
Pronóstico: Bueno

La rinitis es una inflamación de la nariz y la sinusitis una inflamación de las vías nasales que suelen provocar un exceso de mocos. Estas inflamaciones suelen provocar infecciones virales.

Síntomas

Estornudos, secreción nasal, nariz tapada, estornudos inversos, deformidad facial y pérdida de apetito.

Causas

Las causas pueden ser congénitas o adquiridas. En el caso de ser una condición adquirida, podemos encontrar como causa las neoplasias (crecimientos anormales de téjidos), los parásitos, enfermedades fúngicas (causadas por hongos), infecciones virales o bacterianas, abscesos en la raíz de los dientes o la presencia de objetos en la nariz.

Diagnóstico

El veterinario examinará las vías nasales y la boca en búsqueda de abscesos o úleras. También realizará una analítica de sangre y de orina para detectar las causas subyacentes. Las radiografías también pueden ser de ayuda en la detección de las causas.

Tratamiento

El tratamiento dependerá de la causa. Si la inflamación es crónica y no se puede curar, lo mejor es un tratamiento continuo. En estos casos es recomendable utilizar un humidificado en casa porque normalmente reduce la presencia de mocos en el perro.

Si el origen estuviera en una infección bacteriana el veterinario recetará antibióticos.